Schneider Electric lanza la última generación de sus interruptores de caja moldeada ComPacT NS

/COMUNICAE/

La gama marca nuevos estándares en protección contra sobreintensidades de 630 a 3200 A, combinando innovadoras prestaciones técnicas con un diseño moderno. Además ofrecen una mejor experiencia de usuario con una mejor ergonomía y funciones inalámbricas, para una gestión más eficiente y cómoda de las instalaciones eléctricas

Schneider Electric, líder en la transformación digital de la gestión de la energía y la automatización, ha lanzado la última evolución de la versión manual de su gama ComPacT NS de 630 a 3200 A. Este lanzamiento adopta elementos distintivos que ya han demostrado su éxito en las series NSX y NSXm lanzadas en 2021: una imagen frontal renovada, mejoras en ergonomía y nuevas funcionalidades inalámbricas. 

Tras 65 años en el mercado, los interruptores automáticos ComPacT son la máxima referencia en el mundo en protección contra riesgos eléctricos. Su capacidad para proteger incluso en los entornos más exigentes, ahora se suma a mejoras que aportan más fiabilidad en el suministro energético, eficiencia energética y en el mantenimiento, gracias a características y a funcionalidades digitales más avanzadas. 

Nuevas funcionalidades: La gama incorpora los innovadores contactos auxiliares inalámbricos lanzados con la serie NSX en 2021, que proporcionan señalización local y remota con alarmas de disparo y pre-alarmas, lo que permite una mayor eficiencia operativa y energética proactiva. 

Mejoras en la ergonomía: Las tapas de plástico semitransparente ofrecen una visión clara de los accesorios internos, permitiendo una identificación rápida y eficiente. La nueva maneta con extremo de goma garantiza una maniobra más cómoda, enfocándose en la ergonomía del usuario. 

Imagen frontal renovada: La nueva generación de interruptores automáticos ComPacT NS presenta un innovador diseño y tamaño optimizado. La introducción de la nueva «T» verde en el frontal no solo moderniza la imagen de la serie, sino que también consolida el posicionamiento de Schneider Electric como referente en el sector eléctrico. El nuevo color gris oscuro para el frontal de la unidad de control añade un toque de elegancia y modernidad.  

Además, la nueva generación de interruptores ComPacT NS está diseñada para maximizar la disponibilidad y fiabilidad de la energía para proporcionar un mantenimiento correctivo, preventivo y predictivo para la gestión de activos, gracias a las unidades de control avanzadas MicroLogic, el envío de alertas, así como de una indicación local y remota, con el nuevo contacto auxiliar inalámbrico. 

«Este lanzamiento refleja el compromiso continuo de Schneider Electric con la innovación, la calidad y la satisfacción del cliente. La nueva gama ComPacT NS 630 a 3200 A representa no solo una actualización de productos, sino una evolución estratégica que se alinea con las necesidades cambiantes de un sector eléctrico dinámico, que demandan una mayor eficiencia operativa y energética», asegura Fernando Vázquez, Director de Marketing & Business Developement Power Products de Schneider Electric Iberia. 

Fuente Comunicae

Ir a la fuente
Author: