Green Finance Institute subraya la urgencia de innovar en mecanismos de financiación para la rehabilitación energética

/COMUNICAE/

La Financiación Vinculada a la Propiedad (PLF), vincula la financiación a la propiedad y no al individuo, lo que se traduce en que el propietario solo paga las mejoras de eficiencia energética mientras que habite la vivienda. GFI está desarrollando una estructura innovadora para el PLF en España, que se adapta como un producto ligado a la propiedad y no al propietario

En un momento en que los retos del cambio climático exigen respuestas rápidas y efectivas, Green Finance Institute (GFI) subraya la necesidad crítica de implementar estrategias financieras innovadoras que permitan ampliar la inversión privada en proyectos sostenibles. Este enfoque es prioritario ante la saturación de los presupuestos públicos y se destaca como una de las principales conclusiones en la segunda edición del Green Finance Quarterly.

Así, la Financiación Vinculada a la Propiedad (PLF), en cooperación con entidades financieras y de rehabilitación, emerge como una herramienta tractora para lograr este objetivo. Este producto, a diferencia de las hipotecas tradicionales, vincula la financiación a la propiedad y no al individuo, lo que se traduce en que el propietario solo paga las mejoras de eficiencia energética mientras que habite la vivienda. Así, una vez se vende la propiedad, el nuevo inquilino asume la responsabilidad de hacer pequeños pagos regulares y disfruta de una vivienda más sostenible, eficiente y confortable.

Este enfoque, centrado en la eficiencia energética de las propiedades, promete superar obstáculos de financiación y estimular inversiones significativas en la mejora de viviendas, al tiempo que crea empleo cualificado y genera beneficios económicos sustanciales abriendo grandes oportunidades en Europa.

GFI está desarrollando una estructura innovadora para el PLF en España, que se adapta como un producto con garantía real ligado al edificio y que permite plazos de hasta 25 años, de manera que los ahorros generados son superiores al repago de la amortización desde el primer año. Esta estrategia redefine la deuda del propietario, transformándola en un canon ecológico asociado al inmueble, que se transfiere automáticamente con la venta de la propiedad.

Eduardo Brunet, director de GFI Spain, enfatiza la relevancia de estas iniciativas y ha señalado: «El PLF no solo representa una solución innovadora frente a los desafíos financieros actuales, sino que también marca un punto de inflexión en nuestra lucha contra el cambio climático. A través de la PLF, estamos estableciendo un puente vital entre la necesidad de mejoras energéticas sustanciales y la capacidad de inversión privada para realizarlas. Esto no solo facilita una transición ecológica efectiva, sino que además genera un impacto económico positivo duradero en nuestras comunidades».

Sobre Green Finance Institute
Creado en 2019, Green Finance Institute está acelerando la transición hacia una economía ambientalmente sostenible y resiliente, catalizando la inversión en resultados netos cero y positivos para la naturaleza.

Situado en una posición única en el nexo de los sectores público y privado, Green Finance Institute es el principal foro del Reino Unido y Europa para la innovación en finanzas verdes.

Green Finance Institute colabora con instituciones financieras, empresas, responsables políticos, académicos, filántropos y expertos de la sociedad civil para desarrollar soluciones que redistribuyan el capital al ritmo y a la escala que exige la ciencia.

Como organización independiente, respaldada por gobiernos y fundaciones filantrópicas, GFI codiseña instrumentos y mecanismos financieros y desarrolla los marcos propicios, las orientaciones y las ideas políticas necesarias para apoyar una mayor inversión verde.

Fuente Comunicae

Ir a la fuente
Author: