Carpintería Metálica Villanueva se atreve con todo tipo de cerramientos de aluminio y trabajos a medida

/COMUNICAE/

Hoy en día, los cerramientos metálicos tienen muchos usos. Por ejemplo, las estructuras que cierran espacios en viviendas, como las de terrazas y balcones, alargan la vida útil de estas zonas, consiguiendo también un óptimo aislamiento térmico y acústico, mayor seguridad y máxima protección contra los factores climáticos

Los cerramientos de aluminio son capaces de mejorar la estética de cualquier vivienda, volviéndola más eficiente y funcional. Carpintería Metálica Villanueva, empresa de Sigena (Huesca) fabricante de carpinterías de aluminio y expertos en cerramientos a medida para el ámbito profesional y el particular, recomienda estas estructuras para aumentar la vida útil de espacios como terrazas, balcones o jardines, para separar parcelas o para acristalar espacios interiores en hogares y empresas, mejorando la apariencia, el aislamiento térmico y también el acústico. 

Carpintería Metálica Villanueva ofrece cerramientos a medida en forma de cerramientos de puerta corredera, hojas plegables, cerramientos deslizantes o de tipo cortina de cristal. Siempre satisfaciendo las necesidades específicas de cada cliente, consciente de la importancia de adaptarse a las características y medidas específicas de cada espacio, por complejo que pudiera parecer, mejorando la funcionalidad y aspecto de cualquier parcela, negocio o vivienda. 

Sin duda, los cerramientos aportan a los hogares un espacio extra aprovechable en cualquier época del año pudiendo ser usado, por ejemplo, como despensa, lavadero o trastero.

Los retos difíciles también importan
Esta empresa oscense está acostumbrada a involucrarse en cualquier tipo de reto, otorgando respuesta a requerimientos especiales o considerados de menor índole para otros talleres.

«Apostamos por todo tipo de desafíos porque las ideas y necesidades de clientes sí importan. De aquí la especialización en la fabricación e instalación de pérgolas, mamparas y techos fijos o móviles, también a medida, además de múltiples modelos de puertas y ventanas de aluminio. Por ejemplo, correderas, abatibles, oscilobatientes, pivotantes o plegables», indica Salvador Villanueva, Gerente de Carpintería Metálica Villanueva.

Los cerramientos, mejor de aluminio
El aluminio es un buen conductor térmico. Por este motivo se utiliza en cerramientos, concretamente, con el fin de mejorar el aislamiento y reducir el consumo energético, lo que se traduce en facturas energéticas más económicas. En definitiva, los cerramientos de aluminio ofrecen máxima eficiencia, mayor durabilidad y gran resistencia a la corrosión en comparación con otros materiales. 

Y es que, el aluminio no se oxida ni se deteriora con el tiempo y no necesita mantenimiento. Además, sus perfiles, realmente pequeños, otorgan especial protagonismo a la luz natural, aportando sensación de mayor amplitud y bienestar a cualquier hogar o espacio.

Renovación del Sello RSA otorgado por el IAF del Gobierno de Aragón
Por otra parte, Carpintería Metálica Villanueva ha recibido un año más el sello de Responsabilidad Social de Aragón (RSA) que concede el Instituto Aragonés de Fomento del Gobierno de Aragón (IAF). Una distinción que se basa en la sensibilización, el compromiso, la formación y la transparencia, valores en los que se centra esta empresa para ser más responsables con la sociedad.

Fuente Comunicae

Ir a la fuente
Author: